La Asamblea de Migrantes Indígenas (AMI) de la Ciudad de México es una coordinación de trabajo entre distintas comunidades indígenas urbanas para el impulso de acciones y proyectos que permita reconocer el carácter pluricultural de la ciudad expresada en una nueva convivencia intercultural, donde nosotros los indígenas seamos parte integrante de esta ciudad a partir de nuestras identidades.

A la AMI la integran diversas comunidades de migrantes indígenas radicados en la ciudad, miembros de los pueblos zapotecos, mixes, mixtecos, nahuas, triquis, entre otros. En suma participan miembros de más de 15 organizaciones indígenas y cada una de estas comunidades, esta constituida entre el rango de 50 a 800 personas de acuerdo a las características propias de la comunidad de origen.

En este sentido ha trabajado la AMI durante una década de esfuerzos, en este tiempo se ha desarrollado distintos proyectos como la Formación de Bandas Filarmónicas, Grupos de Danza, Proyectos de Radio, Centros de Producción Radiofónicos, Proyectos de Formación y Educación Intercultural.

La AMI intenta potencializar estas formas de organización que permitan incidir en tres sectores:

•  Consolidación de nuestra vida comunitaria en la Ciudad de México.

• Generar una nueva relación entre la sociedad en general y las comunidades indígenas, para ejercer una convivencia de forma intercultural.

• Por último, pero no menos importante es buscar que los gobiernos locales y federales puedan reconocer jurídica, social y culturalmente la presencia de las comunidades de migrantes indígenas y que este reconocimiento se transforme en políticas públicas incluyentes y afirmativas para los indígenas.En respuesta a lo anterior la AMI se dio a la tarea inmediata de crear el “Espacio Comunitario: Para Todos, Todo” (actualmente no existe espacio comunitario fisico), con el fin de contar con distintas áreas que favorezcan nuestro desarrollo cultural, social y económico, además de ser un puente entre la sociedad civil, el gobierno y las comunidades indígenas de la Ciudad de México.

Las áreas del espacio comunitario son:

a) Comunicación Indígena (Centro de producción radiofónico).
b) Apropiación de la tecnología (Centro de cómputo).
c) Derecho Indígena (Asesoría Jurídica).
d) Identidad y Cultura (Actividades culturales).
e) Autodesarrollo Colectivo (Gestión y desarrollo de proyectos productivos).
f) Educación y capacitación intercultural (Vida comunitaria).


Metas alcanzados (AMI) 2000-2019

  1. Espacio comunitario.
  2. Diplomado en Derechos Indígenas en Zonas Urbanas.
  3. Formación y presentación de la Banda Filarmónica de Infantil Indígena “Frida Sabina” en diferentes espacios.
  4. Apropiación tecnología y radio por internet
  5. Curso de lenguas indígenas.
  6. Curso de computación y software libre.
  7. Difusión de derechos indígenas en zonas urbanas.
  8. Fortalecimiento de los pueblos indígenas en la ciudad de México a través del reconocimiento de los aportes culturales, alimentarias, artesanías, y valores culturales.
  9. Desarrollo de Educación comunitaria.
  10. Plataforma Tecnológica de educación en línea, lenguas indígenas y comunalidad.
  11. Aportes de iniciativas  a las cooperativas culturales.
  12. Incidencia de la presencia de los pueblos indígenas y reconocimiento de aportes culturales en la ciudad, generando acciones afirmativas para la transformación  en políticas públicas incluyentes y necesarias para los indígena en la ciudad.
  13. Publicación de 5 libros: Derechos Indígenas en zonas urbanas, Experiencia comunitaria AMI 10 años, Radio Comunitaria por internet con software libre, Cosmovisión indígena contemporánea, Gobernabilidad desde los pueblos indígenas.

“El espacio comunitario estuvo vigente desde el año 2000 hasta 2016, seguimos en la exigente a los gobiernos locales y federales a que las comunidades indígenas radicados en la ciudad de México tengan su propio espacio comunitario, sea libre y autónomo.”

Actualmente desarrollamos actividades en diferentes alcaldías, Milpa Alta, Xochimilco, Tlalpan y Coyoacán.